Hoy hace 40 años que el ayatolá iraní, Ruhollah Jomeini, regresó de su exilio para encabezar la revolución islámica en Irán y precipitar la caída del régimen del Sha Mohamed Reza Pahlevi.


 

La revolución islámica de Irán fue una revolución que el 11 de febrero de 1979 cambió para siempre el rumbo del país, rompió con los 2 modelos hegemónicos de la Guerra Fría y re-inventó las dinámicas de Oriente Medio.

El 1 de febrero de 1979 Ruhollah Jomeini, que había estado exiliado en Turquía, Irak y Francia durante 14 años, aterrizó en el aeropuerto de Teherán después de que el Sha Mohammad Reza Pahlevi hubiese abandonado Irán escapando de la por entonces imparable Revolución Islámica. 

Diez días después del regreso de Jomeini, se anunciaba el triunfo de la Revolución Islámica poniendo fin al gobierno de Shapur Bajtiar, nombrado por el Sha.

Facebook
Facebook
Twitter